El G7 se compromete a dejar de importar petróleo ruso

El G7 se compromete a dejar de importar petróleo ruso

El G7 se ha sumado a la decisión tomada recientemente por la Comisión Europea y se ha comprometido a «prohibir o eliminar gradualmente las importaciones de petróleo ruso», según anunció la Casa Blanca.

«Esto implicará un duro golpe a principal la arteria de la economía de Putin y le negará los ingresos que necesita para financiar su guerra», agregó en un comunicado recogido por AFP. El documento no especifica los compromisos que han asumido los países miembros (Francia, Alemania, Canadá, Italia, Japón, Gran Bretaña y EEUU) en su tercera reunión del año, una videoconferencia que en esta ocasión ha contado con la participación del presidente de Ucrania, Volodimir Zelenski.

La elección de la fecha es muy simbólica, pues coincide con el final de la Segunda Guerra Mundial en Europa el 8 de mayo. El encuentro también se realizó en vísperas del desfile militar del 9 de mayo en Rusia, que marca la victoria de la Unión Soviética sobre la Alemania nazi.

La Comisión Europea también anunció durante esta semana sus planes para prescindir del petróleo ruso. En concreto, aspira a dejar el crudo en seis meses y el refinado en 2023. Los países europeos dependen en mayor medida del combustible de Rusia -también de su gas- que otros como Estados Unidos, que ya había prohibido su importación.

La presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, confirmó ante el Parlamento Europeo algunos detalles del sexto paquete de medidas. Se incluyeron también más nombres para las listas negras, si bien es esta prohibición la herramienta más significativa y compleja.