El casco oxidado del USS Zumwalt, el más costoso destructor de EE.UU., lo hunde en un mar de críticas (IMÁGENES)

El casco oxidado del USS Zumwalt, el más costoso destructor de EE.UU., lo hunde en un mar de críticas (IMÁGENES)

Algunos internautas señalan la posibilidad de que la Armada estadounidense se encuentre lastrada por problemas sistémicos.

El sigiloso buque de guerra estadounidense USS Zumwalt, que está siendo sometido a pruebas en la bahía de San Diego (California), ha causado sorpresa en la Red, después de que se divulgaran imágenes en las que aparece con zonas enteras del casco oxidadas y baldosas del revestimiento completamente decoloradas.

El aspecto del destructor más costoso de EE.UU., valorado en al menos 3.500 millones de dólares, ha generado reacciones de todo tipo en redes sociales, sobre todo de usuarios que cuestionan la preparación de la tripulación, a tenor del grado de propagación de la herrumbre por el peculiar casco de geometría piramidal.

«Hablo en serio cuando digo esto: operen menos, pinten más. No estamos en guerra. Cuando nos presentamos en un lugar, deberíamos tener buen aspecto. Si no lo hacemos, estamos frustrando el propósito de la presencia», comentó David Larter, veterano de la Armada y exempleado en los medios Defense News y Navy Times, según los datos de su cuenta de Twitter.

«Es totalmente repugnante presentar así la Armada de EE.UU. es un pecado, pero representa a la Administración actual«, expresó otro usuario.

Aunque el problema de la herrumbre no es nada nuevo, particularmente para los buques que operan en condiciones severas en el mar, la incapacidad de manejarlo a tiempo cubriéndolo con una capa de pintura puede se indicativo de problemas sistémicos en el seno de la Armada, señala The Drive.

El medio indica que el tamaño de la tripulación podría ser la explicación: el USS Zumwalt fue construido sobre la base de un concepto de alta automatización y tripulación reducida. De hecho, el buque cuenta con 175 tripulantes, la mitad de la tripulación del destructor clase Arleigh Burke, pese a que su desplazamiento es mucho mayor.

Por otra parte, el medio recuerda que tanto el USS Zumwalt como el segundo destructor, el USS Michael Monsoor, fueron construidos con materiales compuestos que se supone que reducir la corrosión.

El USS Zumwalt fue asignado a la Armada en 2016 y figura como cabeza de serie de tres buques de clase del mismo nombre.