De la Morena recuerda sus enfrentamientos con García: «Intenté ser buena persona»

De la Morena recuerda sus enfrentamientos con García: «Intenté ser buena persona»

José Ramón de la Morena ha vuelto a la radio, aunque sea para una aparición como invitado en el programa ‘Hora 25‘ de Cadena SER, donde ha concedido una entrevista unos meses después de dejar los micrófonos. El que durante casi tres décadas fuera presentador en la emisora, ha repasado varios momentos de su carrera y recordando casi de manera inevitable también sus enfrentamientos con José María García.

Para ello, comenzó por su llegada a ‘El Larguero’ donde recupera una conversación con Tomás Martín Blanco. «Me dijo ‘vas a empezar con esto, pero no quiero ni una pelea con García’. Y yo le dije: ‘Mientras él no me toque no haré ninguna pelea, pero si me toca, no me voy a callar, porque a los que se callan no les ha ido bien'».

«He visto aquí a todos que, primero es un pescozón, luego es un empujón y luego es un tortazo. Usted me está diciendo que atraviese el canal sin un puñal y yo un puñal voy a llevar siempre«, continuó recordando De la Morena sobre esa conversación que terminó con un desafortunado «pues entonces no durarás mucho» como respuesta.

El retirado periodista recordó tras un cruce de declaraciones con García, cuando le pidieron que leyese un escrito de disculpa a su compañero de profesión. “Bajo a una cafetería y sacan el papel que tengo que leer para que no me echen. Cada vez que lo leía se me caía… Me dijeron: ‘sube, haz el programa y veremos por dónde sale el sol mañana’. Subí, hice el programa y a la segunda ya me costó la calle«, reconoció. 

Después, De la Morena relató la llamada de García con la que termina el asunto. “Un día después de todo esto, me llama García y me dice: ‘qué gilipollas hemos sido los dos, pero yo le dije ‘tu más‘, porque no lo necesitaba. Si él no se preocupa de mí, no le hubiera llegado nunca…”, explicó.

«Cuántos daños colaterales he hecho… Intenté con todas mis fuerzas ser buena persona, pero no lo conseguí siempre. Me arrepiento de muchas batallas libradas porque han sido injustas y exacerbadas», reflexionó finalmente De la Morena.