Chapuza en la Champions: el lío con las bolas del United, el Villarreal y el Atlético que obligó a la repetición del sorteo

Chapuza en la Champions: el lío con las bolas del United, el Villarreal y el Atlético que obligó a la repetición del sorteo

La celebración del sorteo de octavos de final de la Champions League 2021/2022 ha derivado en una de las situaciones más surrealistas que se recuerdan y que derivó en su repetición horas después.

Ocurrió cuando sacaron al rival del Villarreal. De todos los equipos, el Manchester United era uno de los que no le podía tocar, ya que fue uno de sus rivales en la fase de grupos. El encargado de meter las bolas en la urna incluyó la de los ‘red devils’… y fue justo la que sacó Arshavin. Esta irregularidad obligó a Giorgio Marchetti, secretario general de la UEFA, a pedir que se repitiera ante la incredulidad de todos.

El problema vino porque el comisario de la UEFA encargado de coger las bolas del bombo de los primeros clasificados metió siete y no seis de las ocho que debía: excepto Real Madrid y Manchester United, al Villarreal le podía tocar cualquiera de los otros. La fortuna hizo que le tocara, precisamente, este último.

El caos no acabó ahí y se vio afectado otro de los equipos españoles, el Atlético de Madrid. De nuevo el responsable de la UEFA se equivocó y retiró las bolas del Real Madrid y del Manchester United… cuando debería haber sacado la del Liverpool, que había sido rival de los colchoneros en la fase de grupos. 

El Atlético, de esta manera, se libró de enfrentarse al United, pero le cayó en gracia el Bayern de Múnich en un sorteo que, claramente, quedó manipulado. En el caso del equipo de Old Trafford el resultado no ha sido mejor: les ha tocado el PSG

Este surrealista incidente provocó un sonoro cabreo de los clubes afectados, que tras una reunión con los responsables de UEFA, derivó en la repetición completa del sorteo. El Real Madrid había pedido que lo hicieran desde su emparejamiento, ya que le había tocado el Benfica, pero al no producirse emitieron su queja formal ante lo que consideran «otra adulteración tan flagrante» como la anterior.


El comunicado de la UEFA achacó el incidente a un fallo en el programa informático:

«Tras un problema técnico con el software de un proveedor de servicios externo que indica a los oficiales sobre qué equipos son elegibles para jugar entre sí, se produjo un error material en el sorteo de los octavos de final de la UEFA Champions League. Como resultado de esto, el sorteo ha sido declarado desierto y se rehará por completo a las 15:00″