Viajeros protestan por retraso de dos días de un vuelo Bogotá-Madrid de Iberia

La compañía española aseguró que sus clientes afectados seguirán recibiendo “la asistencia necesaria” y agregó que ha enviado personal a los hoteles donde están alojados los viajeros para informarles sobre los avances de la reparación de la aeronave. EFE/Archivo

Bogotá, 11 oct (EFE).- Un grupo de viajeros protestó hoy en la capital colombiana por el retraso de dos días de un vuelo Bogotá-Madrid, programado para el lunes pasado y operado por la aerolínea española Iberia.

“Queremos viajar, queremos viajar”, gritaron al unísono los viajeros frente mostrador de Iberia en el aeropuerto internacional El Dorado a modo de protesta por el retraso de más de 48 horas del vuelo.

Inicialmente, los pasajeros denunciaron a Caracol Televisión que el vuelo se retrasó cinco horas y que luego estuvieron dentro del avión más de dos horas hasta que fueron desembarcados porque la aerolínea detectó una avería en el avión.

Iberia emitió un comunicado en el que le pidió a sus clientes disculpas por el retraso del vuelo y aseguró que “la seguridad en la operación es prioritaria”.

En ese sentido, explicó que el vuelo sufrió un primer retraso por una tormenta e iba a ser desviado a Medellín, pero señaló que cuando los pasajeros ya estaban en el avión se detectó la avería.

“La compañía intentó solucionar con los clientes a bordo para poder despegar cuanto antes. No fue posible la reparación en aquel momento por lo que los clientes fueron alojados en hoteles”, señaló Iberia.

En ese sentido, la aerolínea aseguró que intentó embarcar a los viajeros en vuelos de otras empresas pero no lo consiguió porque por la huelga de pilotos de Avianca “todos los vuelos hacia Madrid y otros aeropuertos cercanos están llenos”.

Desde el pasado 20 de septiembre, 702 pilotos de la Asociación Colombiana de Aviadores Civiles (Acdac) iniciaron una huelga en demanda de mejoras laborales, lo que ha obligado a Avianca a reducir al mínimo sus vuelos internos y ha causado desde entonces grandes trastornos en el país.

“Iberia está intentando solucionar esta incidencia con la mayor celeridad posible pero para la compañía la seguridad es prioritaria y no podrá programarse el vuelo hasta que no esté completamente garantizada la aeronavegabilidad del avión”, agregó la información.

La compañía española aseguró que sus clientes afectados seguirán recibiendo “la asistencia necesaria” y agregó que ha enviado personal a los hoteles donde están alojados los viajeros para informarles sobre los avances de la reparación de la aeronave.